Cuando deje de ser prohibido (Fanny Ramírez)

17.08.2019

SINOPSIS

Julio no predijo que la niña a la cual llamaba prima, le fuera a traer tantos problemas. Anny empezó a mirarlo de distinta manera. Llenando de imágenes su mente, en las que ellos eran los protagonistas. Su boca empezó a parecerle apetecible, la manera con la que caminaba, la forma de la que sonreía. Inalcanzable, prohibida, familia... Demasiados impedimentos, demasiada tentación como para poder resistirse a ella.
Poner tierra de por medio, no sirvió de nada. Por cosas del destino, vuelven a encontrarse años después; dándose cuenta que el amor que sintió por ella sigue más vivo que nunca. 

RESEÑA

Hoy os traigo un libro llamado "Cuando deje de ser prohibido" de Fanny Rodríguez. Antes de nada, muchas gracias a la autora por mandarme un ejemplar de su libro para que lo pudiera leer y reseñar. 

En este libro conoceremos a Anny en dos épocas de su vida: con 17/18 años y siete años después, con 25. No sólo la conoceremos a ella, sino a su primo (no de sangre, sino adoptado), Julio. Desde siempre han sido de esos primos que se han fastidiado entre ellos hasta que ambos empezaron a sentirse atraídos entre ellos. Ambos mantenían las distancias a duras penas, hasta el decimoctavo cumpleaños de Anny donde, impulsados por el deseo, acabaran ambos en casa de Julio (que vive enfrente). 

Después de que ocurriera lo que tenía que ocurrir, las cosas no fueron como Anny hubiera pensado ya que Julio no tardó mucho en coger sus cosas e irse a trabajar a la otra punta del país. Después de su partida, la historia dará un salto de siete años cuando el destino decide hacer su trabajo. 

Y hasta aquí puedo deciros. 

No soy muy fan de los libros con esta temática, ya lo sabéis, pero me gusta darles oportunidades a los libros y, sinceramente, este me ha encantado. La historia es preciosa. La autora ha reflejado perfectamente ese sentimiento de "querer y no poder", la frustración de Anny y Julio, los sentimientos contradictorios que tienen... 

Me ha gustado que no sea de esas historias que cuestan de creer, es bastante realista dentro de lo surrealista por así decirlo. He logrado empatizar con los personajes gracias a que está escrito todo en primera persona y, como sabéis, me encanta que sea así. Logro meterme en la piel de los personajes más fácilmente y eso hace que el libro me guste más. 

Os recomiendo este libro totalmente. Es entretenido y rápido de leer, pues tiene unas 150 páginas, y logra tenerte en vilo durante toda la trama ya que va dando pequeños giros que no esperas. Si queréis una historia romántica, erótica y amena, este es vuestro libro.

(Podéis comprar el libro haciendo click aquí)